Héroes con mentalidad de escasez

Juan Carbajal

About Juan Carbajal

Bombero por vocación, Abogado de profesión y analista por diversión.

foto bomberoLa imagen del bombero mexicano desde sus inicios ha estado ligada a una historia de escasez que se ha petrificado en las nuevas generaciones de bomberos; la mayoría de nosotros nos iniciamos en esta actividad persiguiendo el sueño de ser el bombero que valiente y presuroso se interna en el incendio arriesgando su vida para salvar la vida de otra persona, sintiendo la satisfacción de haber llegado en el momento justo.

Se empieza con altos ideales sobre lo que un bombero debe ser ante la sociedad, servir a todos sin considerar ningún tipo de distinción, pues el bombero es la imagen viva de la entrega total sin pedir nada a cambio, esa imagen humilde y sufrida que debe tolerarlo todo y conformarse con uno que otro agradecimiento de algún espécimen raro de ciudadano que tiene la costumbre de dar las gracias, y con los aplausos de gente emocionada que ve desfilar a los bomberos en los festejos del día de La Independencia o del día de La Revolución.

Se termina la academia de bomberos o algunos cursos introductorios al servicio de bomberos y lo que se recibe para protección personal es un equipo usado y maltratado que fue donado al Cuerpo de Bomberos por algún buen colega samaritano procedente del extranjero. Chaquetones, pantalones, casco y botas rotas, y aquí es cuando el estigma de la pobreza se pasa de generación en generación, iniciando el condicionamiento de los nuevos bomberos a ser héroes con mentalidad de escasez. Tal vez sin recapacitar en ello, además de los conocimientos técnicos que se transfieren a los nuevos combatientes de incendios, también se les graba en la frente la idea de que los bomberos deben ser pobres por tradición, acostumbrarse a mendigar equipo de protección personal, camiones de bomberos y herramientas de segunda mano. Soportar la indiferencia de los gobiernos quienes por años han hecho de menos la labor que prestan sus cuerpos de bomberos y que si bien les va logrando alguna dádiva, se debe agradecer tan noble gesto postrados a los pies del gobernante.

Claro que no todos los Cuerpos de Bomberos sufren las mismas condiciones, pues se sabe del logro que han tenido varios Cuerpos de Bomberos de ciudades grandes que por el tamaño de su población o actividad industria,l han sido considerados con mas seriedad por sus gobiernos dotándoles de infraestructura, equipos y mejores salarios; sin embargo la mayoría de los Cuerpos de Bomberos siguen sufriendo el estigma del «jodido». Cuerpos de Bomberos que en estos momentos siguen apagando los incendios con cubetas porque no tienen mangueras o porque a su viejo camión de bomberos solo le funciona el motor y no la bomba. Bomberos que visten equipos de protección personal donados de diferentes departamentos de bomberos de Estados Unidos principalmente, todos de diferentes colores y marcas, sin faltar las botas rotas que dejan pasar la humedad a los pies de esos bravos combatientes del fuego.

Lo preocupante de la condición de los Cuerpos de Bomberos en el país no lo es tanto la escasez de equipo y maquinas que se tiene; sino la creencia que se tiene en que esta condición de pobreza y escasez es normal, que así deben ser los Cuerpos de Bomberos en México porque así han funcionado bien. Obvio que eso conviene principalmente a los gobiernos, porque cómodamente depositan su responsabilidad de proveer seguridad a sus gobernados, en el espíritu de servicio que distingue a los bomberos, que aunque sea en harapos y armados con cubetas correrán a apagar los incendios a cumplir con su labor.

La verdadera escasez se tiene en la mente, en la manera de pensar, en el conformismo en el que estamos inmersos, en la apatía de hacer algo nuevo para cambiar la situación, bien lo decía Albert Einstein:  «Locura es hacer lo mismo una vez tras otra y esperar resultados diferentes».  Debemos pensar fuera de la caja y replantear las posibles soluciones a la condición de pobreza que impera en la mayoría de los Cuerpos de Bomberos, ser pobre NO ES NORMAL, es anti natura, vivimos en un mundo que nos ofrece toda clase de recursos y oportunidades para triunfar personal e institucionalmente, solo tenemos que limpiar nuestra mente de las viejas ideas y abrirnos a nuevas ideas, tomando los retos que implica la profesionalización y la certificación y olvidando la vieja tradición de la pobreza.

Opt In Image
¡Increible la información que nos compartieron verdad!
Recibe más articulos como estos en tu correo electronico

Recibe en tu correo.

  • La ultima edicion de la revista triangulo.
  • Noticias relevantes.
  • Articulos inneditos.
  • Capacitaciones mensuales por los mejores expertos de México y el Mundo.

 

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *